Las empresas moscovitas exportaron productos por valor de 110.000 dólares al Caribe
2021-01-11 05:07

Las empresas moscovitas exportaron productos por valor de 110.000 dólares al Caribe

A pesar de la pandemia de coronavirus y de las restricciones provocadas por ella, las empresas moscovitas dedicadas a la exportación están explorando activamente nuevas áreas para la comercialización de sus productos. Por ejemplo, en 2020, los empresarios moscovitas lograron establecer contactos comerciales con países como Reunión, Honduras, Bahamas, Nueva Caledonia y Barbados. En enero-junio del año pasado, estos países vendieron mercancías por valor de 110.000 dólares. Así lo informó Vladimir Yefimov, adjunto de Sergei Sobyanin para la política económica y las relaciones con la propiedad y la tierra.

El funcionario señaló que los empresarios moscovitas no se quedan de brazos cruzados, sino que continúan formando y fortaleciendo las relaciones económicas con el exterior, a pesar de la difícil situación del mundo. Además de los mercados que ya dominan, están entrando activamente en nuevas regiones. Por ejemplo, sólo en los seis primeros meses de 2020, los moscovitas lograron negociar la exportación de sus productos con Estados de América Central y del Sur y el Caribe, así como con una región de Francia. Como ya se ha mencionado, el volumen total de envíos a estos destinos ascendió a unos 110 mil dólares estadounidenses. Las piezas de automóvil, los equipos de iluminación, los equipos informáticos, los tintes, los productos de papel y el cartón fueron los más demandados.

Exportación de productos fabricados en Moscú a los países del Caribe

La mayoría de los productos que los industriales moscovitas enviaban a la región francesa de la Reunión. Compró a los rusos la mercancía por 64 mil dólares. A continuación se encuentra Honduras, la república ha adquirido de los fabricantes de los productos de capital a 39 mil dólares. El tercer puesto fue para Bahamas: las exportaciones a la región ascendieron a 5.000 dólares en dinero.

Además de los estados mencionados, las empresas moscovitas han establecido suministros a Curazao, el Sahara Occidental y Aruba.

Alexei Fursin, director del departamento moscovita de emprendimiento y desarrollo innovador de la ciudad, señala que son principalmente las pequeñas y medianas empresas de la capital las que han descubierto nuevos destinos de exportación. En total, durante 6 meses de 2020, entraron en 8 nuevos mercados. Los neumáticos para coches, los tintes con altas concentraciones de dióxido de titanio y el té negro fueron los más demandados.

Al establecer nuevos contactos comerciales, los productores no se olvidan de sus antiguos socios. Por ejemplo, entre enero y junio de 2020, empresarios de la capital transportaron vacunas contra la gripe y otros resfriados a Costa de Marfil y Etiopía. Por la exportación de estas mercancías consiguieron ganar un total de 1,57 millones de dólares. Cabe señalar que antes de estos productos los empresarios moscovitas no suministraban a Costa de Marfil y Etiopía.

Además, el año pasado, por primera vez, Estados como Islandia y Bahrein mostraron interés por los productos de la industria alimentaria y de transformación fabricados por empresas moscovitas. El volumen combinado de las exportaciones a ellos ascendió a 5 millones de dólares en los 6 meses de 2020.

Al hablar de las actividades de exportación de los industriales moscovitas, no se puede ignorar a los principales socios de los empresarios de la capital: los estados europeos. Así, en diciembre de 2020, se resumieron los resultados de las ventas de productos no energéticos a los países de la región. Las analíticas se recogieron entre enero y septiembre del mismo año. Resultó que el volumen total de ventas de los industriales de la capital se ha multiplicado por 2, lo que en términos monetarios asciende a 15.300 millones de dólares. En 2019, la cantidad fue mucho menor: solo 7.800 millones.

En los primeros 9 meses de 2020, los moscovitas lograron vender productos no energéticos a los países de Europa Occidental en un 218,9% más que en enero-septiembre de 2019. Los ingresos ascendieron a 11.700 millones de dólares en términos monetarios. Así, sólo a los Países Bajos, las empresas de la capital vendieron mercancías por valor de 348,88 millones de dólares. Si comparamos la cifra con los nueve primeros meses de 2019, fue superior en un 9,7%.

A lo largo del año pasado, los analistas observaron un activo aumento de la demanda extranjera de los siguientes grupos de productos industriales:

  • circuitos electrónicos integrados. Sus exportaciones totales en los tres primeros trimestres de 2020 casi se duplicaron, ascendiendo a 2,74 millones de dólares en equivalente de efectivo;
  • bienes y productos de la industria farmacéutica. Los socios extranjeros compraron a las empresas de la capital casi 18 veces más productos de este tipo que en enero-septiembre de 2019. El importe total de las transacciones es de 1,17 millones de dólares;
  • cosméticos y suministros. Su demanda se triplicó hasta alcanzar los 0,67 millones de dólares.


En cuanto a los mercados del norte de Europa, las ventas totales en los tres primeros trimestres de 2020 aumentaron un 9,1%, hasta los 615,86 millones de dólares. Los principales consumidores fueron Dinamarca y Noruega. A estos estados se vendieron un 51,1% y un 16,8% más de mercancías que en enero-septiembre de 2019.

La entrada en el mercado internacional y el dominio de las nuevas áreas del comercio exterior a los empresarios de la capital es ayudado por el centro Mosprom, subordinado al Departamento de Inversiones y Política Industrial de Moscú. Según Alexander Prokhorov, jefe de este departamento, Mosprom presta un apoyo integral al desarrollo del sistema de exportación industrial del capital. Además de trabajar con los empresarios, los especialistas del centro realizan sus propias investigaciones. Analizan los mercados económicos extranjeros ya existentes, y también elaboran nuevas direcciones del comercio internacional. En la actualidad, su atención se centra en los Estados del continente asiático y de África, así como en América y las regiones insulares. Además, Mosprom realiza periódicamente misiones comerciales de representantes de empresas moscovitas a países interesados en comprar sus productos.

El Centro de Exportación de Moscú también ofrece un amplio apoyo a los exportadores. Los empleados de la institución ayudan a los empresarios a redactar los documentos para obtener subvenciones y ayudas, a abrir cuentas gratuitas en los grandes mercados internacionales, a realizar investigaciones individuales en los mercados extranjeros, a buscar compradores potenciales y a aplicar otras medidas de apoyo.